10 dic. 2015

06/12/2015 Cine Bretón

Aquí estuvo el Cine Bretón, en el que aprendí a amar las películas y me hice un adicto al cinema para siempre. Dos sesiones dobles diferentes cada semana, precedidas del NO-DO o de episodios de Rin-Tin-Tín o del Llanero Solitario. Una delicia, permitidme la añoranza.


1 comentario: